Impulsos

El tenis toma fuerza en el corazón de La Araucanía
Fuente: Impulso Inicial

A Arturo Rojas (37) toda su vida le ha apasionado el tenis. Comenzó practicando esta disciplina cuando joven e incluso llegó a competir tanto a nivel regional como nacional. Hace cuatro años, cuando llegó a vivir a Curacautín, en la Región de La Araucanía, se sorprendió al ver que había llegado a una comuna donde no se practicaba este deporte y sintió la necesidad de hacer algo al respecto.

Fue así como en febrero de 2018 decidió crear la Escuela de Tenis de Curacautín, una entidad sin fines de lucro que comenzó con solo cinco alumnos. “Empecé a llamar a mis contactos y conseguí algunas donaciones. Al principio entrenábamos en el patio del Hospital de Curacautín, lugar que nos prestaba el director del establecimiento”, recuerda Arturo. 

A comienzos de 2019 la escuela aún tenía solo cinco alumnos, lo que no fue impedimento para que compitieran y clasificaran al Circuito Nacional Interescolar que organiza la Federación de Tenis de Chile. Este encuentro estaba programado para realizarse en marzo de 2020, pero tuvo que suspenderse debido a la pandemia. “Habíamos realizado varias actividades para conseguir recursos con los que alcanzamos a pagar traslados y estadía en Santiago, pero perdimos toda posibilidad de competir”, comenta Arturo con nostalgia.

De la misma forma, en marzo, la Escuela de Tenis de Curacautín tuvo que detener temporalmente sus entrenamientos debido a la emergencia sanitaria. Sin embargo, este grupo de pequeños tenistas, integrado por niños y jóvenes de entre 5 a 13 años, fueron afortunados y pudieron rápidamente volver a las canchas de manera presencial en mayo de 2020, ya que en Curacautín no ha habido cuarentena. Pese a las bajas temperaturas y en medio de una pandemia, pudieron seguir entrenando.

Más tarde, la suerte los siguió acompañando. Una familia de empresarios de la zona les facilitó una cancha de tenis familiar a 10 kilómetros de Curacautín para que pudieran seguir practicando en mejores condiciones. Si bien esta buena noticia implicaba un esfuerzo adicional para los padres y apoderados de los integrantes de la escuela, se han organizado para garantizar el traslado de los niños y jóvenes a cada entrenamiento.

Contra todo pronóstico, hoy son 18 niños y jóvenes los que integran la escuela de tenis creada por Arturo, lo que los convierte en la escuela de esta disciplina con más matriculados en la región. Incluso se transformaron en un ejemplo que motivó que esta misma idea se replicara en otras comunas de La Araucanía.

“Este año ha sido bastante bueno. Particularmente por el apoyo de Impulso Inicial con los uniformes, implementos y raquetas para nuestros alumnos y por el interés del alcalde de la comuna, quien nos visitó hace muy poco y manifestó sus intenciones de conseguirnos una cancha para que funcione la escuela. Todo esto nos tiene muy contentos. No hemos dejado de entrenar y eso ha sido espectacular. Hemos tenido muy buenos resultados y, si la pandemia lo permite, queremos volver a las competencias lo antes posible” asegura Arturo.

¡Síguelos en Facebook e Instagram!

Compartir